El mal tiempo, un negocio para las empresas de reparaciones

Un invierno más lluvioso ha elevado las reparaciones en el hogar un 20% en el primer trimestre del año, según el último informe estadístico de Reparalia, empresa especializada en la comercialización de contratos para el cuidado del hogar y en la gestión integral de siniestros y reparaciones. La climatología adversa que se ha vivido en España durante el pasado invierno ha incidido directamente en el incremento del número de siniestros sufridos en el hogar en nuestro país durante el primer trimestre de 2010.

El último invierno ha sido el tercero más lluvioso desde 1947, sólo superado por los de 1978 y 1995, según los datos de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMet). Durante este invierno se registraron unas precipitaciones medias que duplican el valor medio en esta época del año, y que fueron el doble de las registradas durante el invierno de 2009. Las condiciones meteorológicas potenciaron el apartado de siniestros atendidos por extensión de garantías, en su mayoría debido a causas meteorológicas. Uno de cada cinco siniestros (18,9%) se relacionó con ellas, lo que supuso un 64% más de daños por este grupo de causa durante los tres meses invernales que las registradas durante el periodo de junio a agosto de 2009.

Por otro lado, y según los datos de Reparalia, dos de cada cinco reparaciones realizadas (39,4%) en los hogares españoles se debieron a daños causados por agua. Además, también se constató un aumento significativo del número de siniestros a causa de incendios, explosiones o rayos, que pasaron de representar el 6,5% en el primer trimestre de 2009 al suponer el 9,1% en el mismo periodo de 2010.

Inviernos más duros
También influyen directamente en el aumento del número de siniestros los factores meteorológicos extremos. En el invierno de 2009, la borrasca más violenta tuvo lugar entre los días 22 y 25 de enero. Si tomamos estas fechas como referencia (ver gráfico ‘Servicios diarios enero 2009 – enero 2010), observamos un gran contraste entre el número de servicios abiertos en los días de 2009 posteriores a esta borrasca, situándose en valores cercanos al doble de los registrados en el resto de días del mes. En 2010, entre el 7 y el 11 de enero afectó a la Península la primera gran ola de frío, en la que se registraron intensas heladas en zonas costeras y nevadas en amplias zonas, alcanzando incluso cotas bajas en Andalucía. También puede observarse el repunte en los días finales de este mismo mes del temporal de frío y nieve.

Reparación vs. indemnización
Reparalia ha constatado un aumento continuado de las reparaciones en el hogar durante los periodos invernales de los últimos años, en los que se han registrado temperaturas medias más bajas que en años precedentes y un aumento significativo de las precipitaciones, tanto de lluvias y viento, como en forma de nieve. Los datos de mercado que maneja constatan que la reparación de un siniestro es más rentable que la indemnización por daños, y la diferencia entre reparar o indemnizar es proporcional al importe de los daños. Además, la gestión de siniestros a través de empresas de asistencia reduce entre un 38,5% y un 55,4%  los costes a las aseguradoras frente a su tratamiento como indemnizables.

La oferta de contratos de cuidado del hogar de Reparalia es única e innovadora en el mercado español. Con ella, la empresa pretende cerrar integralmente el círculo de las reparaciones de una forma eficaz y transparente, proponiendo la solución para las averías y pequeñas reparaciones que ocurran en su hogar por una pequeña cuota anual. A través de su red de más de 100 franquicias y 2.100 profesionales especializados en reparaciones distribuidos en todo el país, queda garantizada la resolución de estas averías de forma ágil y eficaz.

Tags: , , , , ,

Deje un comentario

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.