Las pérdidas se comen el 70% del patrimonio de las inmobiliarias

Las inmobiliarias cerraron en 2008 su peor ejercicio en 15 años, marcado por una riada de pérdidas de más de 8.500 millones. A estos números rojos se unieron las cantidades con las que tuvieron que cubrir la caída del valor de sus suelos, pisos y edificios en alquiler, que superaron los 6.000 millones de euros. Estos dos lastres se comieron un 68% del patrimonio neto de las principales empresas del sector, hasta 4.133 millones. Ésta es la reserva de dinero con la que cuentan las compañías y el colchón principal cuando,deben pagar de golpe todo lo que deben, lo que da idea de su grave situación financiera.

Martinsa Fadesa, que está en concurso de acreedores (antigua suspensión de pagos) desde julio del año pasado, es la que más sufrió este deterioro y hasta tal punto que llevó a cifras negativas su patrimonio neto (-680,6 millones). El patrimonio neto de una empresa comprende tanto el capital social como las reservas obligatorias que debe descontar del beneficio, así como las ganancias o pérdidas del año y la prima de emisión de acciones. En el caso de Martinsa Fadesa, a las pérdidas astronómicas de 2.471 millones ha sumado unas provisiones de 2.259 millones que ha tenido que restar de sus resultados para cubrir la depreciación de sus activos inmobiliarios y esto le ha dado esos fondos propios negativos.

En circunstancias normales, cuando una empresa tiene los fondos propios en rojo significa que no tiene colchón de dinero disponible y debería entrar en disolución, según la Ley de Sociedades Anónimas.

Sin embargo, la empresa que controla Fernando Martín se ha salvado por una moratoria que aprobó el Gobierno en diciembre. Con ella, el Ejecutivo cambió la ley para que la reducción del patrimonio neto de una compañía por la depreciación de sus activos no sea causa de disolución “de forma excepcional, y sólo durante dos años”, como recordó ayer la inmobiliaria.

Tras Martinsa Fadesa, Colonial, la segunda inmobiliaria del país, es la que más reduce sus fondos propios, un 68%, según la comparativa elaborada con datos de la Comisión Nacional del Mercado de Valores. Colonial, controlada por sus bancos acreedores desde abril, perdió 3.981 millones y marcó récord de números rojos por las provisiones que tuvo que hacer porque sus activos se depreciaron un 30%.

Más información:
Publico.es

Tags: , , , ,

Deje un comentario

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.