La prima de riesgo española amenaza la inversión inmobiliaria

El volumen en los mercados de oficinas de Madrid y Barcelona respecto al mercado de inversión durante los seis primeros meses del año ha alcanzado la cifra de 267,6 millones de euros frente a los 615 millones de euros alcanzados en el mismo periodo del año 2010, lo que supone un descenso del 56% y el menor volumen semestral de inversión de la última década. Así se refleja en el “Informe del Mercado de Oficinas de Madrid y Barcelona 1º Semestre 2011″ elaborado por la consultora inmobiliaria Aguirre Newman:

La actividad está siendo muy condicionada por el comportamiento del inversor internacional ante el riesgo país de España, que está traduciéndose en una penalización en los precios que ofertan y un desencaje con las expectativas de los vendedores.

El mercado de inversión ha experimentado una importante contracción, motivada principalmente porque no confluyen los precios de oferta y demanda.  “Aunque todos los jugadores del mercado de inversión están de acuerdo en que los “fundamentales” (niveles de renta sobre la tasa de capitalización) de los inmuebles son atractivos, las limitaciones de acceso a la financiación, junto con la prima de riesgo española aleja la posibilidad de materializar operaciones”, afirman desde Aguirre Newman.

La inversión en los mercados de Madrid y Barcelona ha alcanzado por ello un volumen de 268 millones de euros durante el primer semestre del año, un 56% menos sobre los datos del mismo periodo de 2010 y uno de los peores registros históricos de los últimos 20 años.

Desde Aguirre Newman aseguran que el inversor institucional sigue mostrando interés por el análisis de inversiones, si bien, el riesgo de comercialización, junto con el anteriormente comentado “riesgo país” hace que penalice el precio hasta situarlo por debajo de las expectativas de los vendedores. Por su parte, ha disminuido el volumen medio de las operaciones de inversión en el último año, pasando de 48 millones de euros a 38 millones de euros por operación.

En cuanto a las perspectivas, se estima que las tasas de rentabilidad inicial deben mantenerse estables en el segundo semestre de 2011, ya que los valores capitales se entienden ajustados a mercado. “Esperamos un volumen de inversión creciente durante la segunda mitad del año, tanto en el mercado de Madrid como en el de Barcelona, como consecuencia de la entrada de la tipología de producto más ajustada a la demanda del inversor”, aseguran en su informe los expertos de Aguirre Newman. Por último, se espera un mayor protagonismo del inversor institucional extranjero en los próximos meses, relegando al inversor privado a un plano más secundario, como consecuencia del elevado volumen de inversión requerido para los proyectos que están entrando en el mercado.

Tags: , , , , , , , , , ,

Deje un comentario

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.